Los secretos del oro

El oro es uno de los metales más utilizados, además del paladio y la plata, en las joyerías por su composición simple y su rareza y por ser un metal difícil de encontrar en la naturaleza.

Abunda más en el interior de las montañas, los arroyos y los ríos.

El oro tiene cualidades únicas. Como un elemento duradero que se encuentra en la naturaleza, en un color amarillo distintivo, el oro es resistente al óxido, al sarro y la corrosión. Aunque el oro es muy fuerte, también es el más maleable de todos los metales preciosos.

Es un metal blando, brillante, amarillo, pesado, maleable y dúctil. El oro no se deteriora con la mayoría de los productos químicos, pero es sensible y soluble al cianuro, al mercurio, al agua regia, al cloro y a la lejía.

Historia

El oro ha sido conocido y utilizado 4.000 años de la Era Cristiana

El oro se conoce desde la prehistoria, en el Antiguo Egipto y también se menciona varias veces en el Antiguo Testamento. Se ha considerado uno de los metales más preciosos a lo largo de la Historia, y como “valor patrón” se ha empleado profusamente, acuñado en monedas.

El oro puro se denomina de 24 kt , es demasiado blando para ser usado normalmente y se endurece mezclándolo con plata y/o cobre, con lo cual puede tener distintos tonos de color o matices.

Kilates (quilates)

Oro de 24 quilates: es el oro puro (99,9% de pureza), por lo que se le considera oro puro (alcanzar el 100% de pureza es virtualmente imposible). Es por tanto el más valioso y con el que se hacen los lingotes y monedas de oro.

Oro de 18 quilates: también denominado oro alto. Tiene 18 partes de oro por 6 partes de plata, cobreo paladio, alcanzando el 75% de pureza. Es uno de los más utilizados en joyería.

Oro de 14 quilates: se hace con 14 partes de oro puro por 10 de otros metales, lo que le confiere una pureza del 60%. También se le conoce como oro bajo. ES muy usado en los EE UU principalmente.

Colores del oro

En joyería se utilizan diferentes aleaciones de oro puro para obtener diferentes colores:

Oro rosa: 75% de oro, 5% de plata y 20% de cobre.

Oro amarillo: 75% de oro, 12,5% de plata y 12,5% de cobre.

Oro blanco: 75% de oro, 16% de paladio y 9% de plata.